¡Para que aprendan!

En la sala de actos, un profesor está intentando explicar el funcionamiento del concurso de literatura de la biblioteca. Al fondo, una alumna no para de hablar, cuchicheándole al oído a su amiga. El profesor se detiene y le suelta:

-Oye, nena, només et demano una mica de respecte perquè estic parlant, ¿eh?

¡Respeto, respeto es lo que hace falta, y mucha mano dura, hostia ya!

1 comentario

Madame Blavatsky dijo...

juajuaaaaaa, muy bueno!!!

con un par de bofetons bien daos se les iban a quitar las tonterías, hombre ya!